El gobierno regional crea una nueva escuela taurina en las Ventas mientras que el Ayuntamiento retira su apoyo a la de la Casa de Campo

305
Foto de Escuela Taurina de Madrid http://www.escuelataurinademadrid.es/galeria/imagenes/

ALBERTO JIMÉNEZ.- El gobierno regional ha decidido crear una nueva escuela taurina con sede en la Plaza de toros de Las Ventas que llevará el nombre de José Cubero “Yiyo”.

Precisamente Cubero fue uno de los alumnos que se forjaron en la Escuela Taurina “Marcial Lalanda”, que tiene su sede en la Venta del Batán, un emplazamiento taurino de la Casa de Campo (Distrito de Moncloa-Aravaca) y a la que el actual gobierno municipal, que preside Manuela Carmena, ha retirado su apoyo.

La nueva escuela se crea bajo los principios de racionalización que guían la actuación de la administración autonómica madrileña. Por ello no supondrá un aumento de gasto al Centro de Estudios Taurinos, en el cual se va a encuadrar, y la financiación de sus actividades correrá a cargo de la concesionaria de la explotación de la Plaza de Las Ventas.

La nueva Escuela de Tauromaquia de la Comunidad de Madrid colaborará en la mejora y la promoción de las fiestas de toros, facilitando el nacimiento de nuevos valores que contribuyan a su pervivencia y engrandecimiento; e impartirá la enseñanza de los conocimientos teórico-prácticos correspondientes al aprendizaje de las diversas suertes de la tauromaquia, que ayuden a los aspirantes a formarse como toreros en sus diversas formas.

Marcial Lalanda a menos

El gobierno municipal ha llevado a cabo una auténtica persecución a la escuela taurina “Marcial Lalanda”, la escuela más antigua de la capital y en la que se han forjado figuras del toreo como Joselito, Julián López “el Juli” o Miguel Abellán entre otros.

En Septiembre de 2015 retiró la ayuda de 60.000 euros que venía concediéndose a la escuela para la realización de sus actividades de aprendizaje de futuros toreros, limitando a esta escuela la enseñanza de unos contenidos teóricos, cuando la propia razón de ser de la misma lleva aparejada también enseñanza práctica.

Esta decisión lleva aparejada el incierto futuro de sus instalaciones, ya que el Ayuntamiento pretende destinarlas a otros usos, cuando éstas fueron expresamente construidas para el desarrollo de la actividad de la escuela.

Aunque parezca difícil de creer las trabas del consistorio madrileño no han quedado ahí, sino que adeuda a sus profesores nóminas desde que se iniciara esta controvertida decisión e incluso impide a la Escuela recibir un premio otorgado nominalmente a la escuela por el Ministerio de Cultura en Octubre de 2015 por valor de 30.000€.

De esta manera el Ayuntamiento no sólo deja de aportar fondos para la actividad de la escuela, sino que impide su financiación.

Podemos observar, una vez más, que mientras que el gobierno municipal de Ahora Madrid, -con al apoyo del PSOE- toma decisiones controvertidas cargadas en el fondo de sectarismo y hostilidad la Comunidad de Madrid se encarga aportar soluciones, lo que contrasta con el sectarismo que ha caracterizado en muchas de sus decisiones al gobierno de Manuela Carmena desde que llegara a la alcaldía de la capital madrileña./

Dejar respuesta